Publicidad

Índices de ultramar. Si me equivoco, echadle la culpa a Dow

Cuando Charles Dow expuso su teoría, la bolsa era algo más sencilla que lo que es ahora. Los matemáticos aún no habían irrumpido en el análisis gráfico con su incesante aluvión de indicadores, no existían complicadas combinaciones de índices a las que acudir para poder entresacar cuál sería el sentido del movimiento venidero. Afortunadamente, ni el índice vix, ni el de semiconductores de Filadelfia, ni demás lindezas cada vez más extravagantes que hoy parece necesario manejar para poder tener el título oficial de analista técnico, eran entonces conocidas.

Para Dow, y también para mí, las cosas son algo más sencillas (teniendo claro que en la bolsa no hay nada realmente sencillo) y se resumen en entender que el precio lo descuenta todo, por lo que bastará con identificar la tendencia que el mismo siga para actuar en consecuencia. Una tendencia instaurada no acaba hasta que no se confirma una pauta fiable de giro. Y, por último, una tendencia (o una pauta de cambio de tendencia) sólo será verdaderamente fiable cuando se produzca a la vez en todos los índices a los que este gran hombre cedió su apellido.

A pesar de que hoy en día conviene añadir a la lista de índices a tener en cuenta al S&P 500, las ideas expuestas por Dow siguen plenamente vigentes, habiendo demostrado el paso de los años un añadido importante: el comportamiento del Dow Jones Transportation suele actuar como indicador adelantado del devenir del Dow Jones Industrial. Y precisamente esta cuestión es la base del convencimiento que paso a expresar.

Si echáis un vistazo a los gráficos que hoy traemos de estos dos índices, comprobaréis cómo el Dow Jones Transportation (el Transportes para los amigos) inició la caída desde máximos unos meses antes que el Dow Jones Industrial. Igualmente comprobaréis cómo el Transportes confirmó hace ya algunas semanas una típica pauta de vuelta alcista en forma de cabeza y hombros invertidos, justo tras tres apoyos sobre la directriz alcista de largo plazo, y cómo se encuentra en los máximos de las últimas 52 semanas (de los que aún anda alejado su primo el Indutrial).

Siguiendo con nuestro razonamiento, la todavía tímida ruptura este viernes en precios de cierre semanales por parte del Dow Jones Industrial del nivel de los 12.800 puntos no hace otra cosa que confirmar lo que el Trasnportes ya nos había adelantado: la vuelta al alza desde zonas de soporte es un hecho.

Es importante resaltar que estamos hablando de señales de cambio de tendencia en series semanales, y que las proyecciones gráficas que esas figuras nos dan hablan de subidas que deberían llevar a las cotizaciones en un lento caminar alcista hacia los techos de esos canales de largo plazo, lo que en el Dow Jones Industrial equivaldría a acabar viendo los 15.000 puntos.

Saber cuánto tiempo será necesario para ello escapa a las reglas del chartismo y entra dentro del terreno de la elucubración gratuita. Lo verdaderamente importante es que tenemos una secuencia de máximos y mínimos ascendentes en gráficos semanales, y ello es bastante para afirmar que, a salvo de lo que el mercado soberano pueda acabar haciendo, cada vez resulta más difícil mantener tesis bajistas en el corto y medio plazo.

Por supuesto, puedo estar equivocado, aunque esta vez me queda el consuelo de poder echarle la culpa a Dow si llegara el caso.

 

dow-jones-industrial-a.png

dow-jones-transportati.png

Publicidad

3 responses to “Índices de ultramar. Si me equivoco, echadle la culpa a Dow

  1. Hola Antonio,si no recuerdo mal, la teoría de Dow daba mucha importancia al volumen para la confirmación de las pautas chartistas. Es lo que me mosquea en la ruptura al alza en el gráfico del Dow Transportes; también está pasando lo mismo en los índices europeos, el volumen no está acompañando al movimiento de una manera clara, al menos de momento. ¿Qué opinas sobre ésto?.
    Gracias anticipadas y saludos.

  2. Es cierto que no se ha visto especial entusiasmo en el volumen. Aunque habría que calibrar también el muchísimo dinero negociado en determinados niveles de precio y la renovación del mercado que ello supuso. Ya tendremos tiempo en algún análisis de ahondar en el tema del volumen, aunque lo cierto es que un poco más de dinero haría más creíbles estas pautas. Un saludo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>