Publicidad

La importancia de la prueba del nueve. Criteria y Grifols como ejemplos.

criteria-grafico-semanal-08-01-2010grifols-grafico-semanal-08-01-2010Los que nos conocen ya saben de nuestro escaso entusiasmo con la introducción de las matemáticas en el mundo del análisis técnico bursátil, lo que se demuestra en el nulo uso que hacemos de indicadores en nuestros gráficos. Sin embargo, aunque sólo sea de una forma metafórica, lo cierto es que nos gusta utilizar asiduamente un elemento matemático como la prueba del nueve, desprovisto, eso sí,  de toda naturaleza numérica.

Cuando nos oigáis referirnos a la prueba del nueve no es necesario que busquéis la calculadora. Se trata, por el contrario, de establecer una necesaria confirmación adicional que debe acompañar a toda señal operativa fruto del análisis chartista. Si un valor, como es el caso de Criteria ahora mismo (el primero de los gráficos que acompañamos), rompe al alza una directriz bajista en gráfico semanal, con volumen alto y tras varios intentos fallidos, esto activa una señal de compra en el título. Pero si en las inmedaciones de la cotización se encuentra una importante resistencia horizontal, nacida con un hueco bajista de junio de 2.008, que cotiza en la superación en cierres semanales de los 3,45 euros y que ha probado sobradamente su solvencia como freno para el precio, lo aconsejable es diferir a la superación de la misma esa señal de compra activada con la primera premisa. Ahí radicaría justamente nuestra prueba del nueve.

Recientemente Grifols dejó atrás su particular directriz bajista en gráfico semanal, confirmando la mejora del aspecto técnico que ya se apreciaba en la serie diaria. Para nosotros, y con una visión más cortoplacista que la que nos da la gráfica semanal, el valor ya había dado la señal de compra, y así lo hicimos notar en el blog. Sin embargo, en gráfico semanal cotiza una importante resistencia horizontal en la superación en cierres de los 12,45 euros, la cual ha servido para dibujar este retroceso hacia la directriz bajista superada. En el gráfico semanal, la prueba del nueve pasaba por ahí y aún no se ha visto reflejada.

Ciertamente, todo depende un poco del tipo de operativa que cada uno practique (de corto, medio o largo plazo) y lo que en diario parece claro, en semanal puede estar pendiente de esa confirmación adicional. La verdad es que, mientras Grifols no cierre por debajo de los 11,60 euros semanales, la compra no debería darse por fallida.

Como se ve, la prueba del nueve tiene su importancia, aunque no haya que hacer una sola operación matemática.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>