Publicidad

Situación técnica del Euro-Yen en el corto plazo

Comenzaba el mes de julio la moneda europea por encima de los 117 yenes y hace sólo unos días llegó a cruzar a la baja los 104. Ahora, por pura lógica tendencial, toca rebote. La cuestión es intentar escudriñar hasta dónde podrá llegar esta reacción alcista e intentar aprovecharla en la operativa.

Atendiendo al gráfico en velas de cuatro horas de la izquierda, si el par consiguiera superar esa directriz bajista más acelerada (línea naranja), los 108 yenes serían el primer objetivo plausible para el Euro. Esa línea verde horizontal fue soporte y ahora debería actuar como la resistencia a la que la cotización debería tender una vez dejada atrás la mencionada directriz bajista. Más arriba, el techo del canal bajista que definen las líneas rojas sería el siguiente objetivo.

Eso sí, la premisa expuesta para especular en el lado largo aún no se ha cumplido. Esa directriz bajista naranja (se aprecia más claramente en el gráfico de la derecha en velas de dos horas) sigue aún viva y hoy mismo ha frenado las subidas. Es cierto que hay un síntoma positivo en el hecho de que el triángulo de consolidación que definían las líneas azules se ha resuelto finalmente al alza, y no a la baja como sería de esperar, pero falta ver cómo el Euro cruza la bajista.

Seguiremos los acontecimientos.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>